Boletín

Honran a los símbolos patrios

·        El Poder Judicial llama a mantener la unidad y la enérgica defensa de principios y derechos plasmados en la Constitución

·        Los titulares de los tres poderes de Tabasco atestiguaron la incineración de Bandera en desuso del Poder Judicial y su correspondiente reposición

·        El magistrado Gregorio Romero Tequextle puntualizó que el lábaro patrio nos representa a todos los mexicanos y nos unifica 

 

Para dar cumplimiento al artículo 54 bis de la Ley sobre el Escudo, la Bandera y el Himno Nacionales, el Poder Judicial de Tabasco llevó a cabo la ceremonia solemne de incineración del lábaro patrio en desuso, e hizo un llamado a mantener la unidad, recordar el legado de nuestros héroes y perseverar en la enérgica defensa de principios y derechos plasmados en la Constitución mexicana.

         Ante el gobernador Adán Augusto López Hernández, el titular del Tribunal Superior de Justicia, Enrique Priego Oropeza, y el presidente de la mesa directiva del Congreso del estado, Tomás Brito Lara, el magistrado Gregorio Romero Tequextle, subrayó que el lábaro patrio es una expresión de la patria y nos representa a todos los mexicanos sin distinción de raza, ideología o religión y nos unifica en un pueblo, un gobierno y un territorio.

Es un símbolo patrio, como el Escudo y el Himno nacionales, signo de la unidad del pueblo, lo mismo en la paz que la guerra, en las grandes fiestas y en las tragedias nacionales, aseveró.

Romero Tequextle estableció que para los mexicanos la Bandera Nacional simboliza  el pasado, que se actualiza en el Escudo Nacional y que nos recuerda  la fundación de Tenochtitlán por los aztecas. Es también el presente porque a pesar de nuestras  naturales diferencias, sabemos que frente a los problemas y a los enemigos de la patria, hacemos a un lado lo que lo que nos divide y formamos un frente común

Y representa el futuro, porque planeamos y trabajamos por el interés superior de la niñez, porque queremos que las futuras generaciones reciban un país en que la satisfacción de sus necesidades, el derecho y la justicia alcancen su plenitud, apuntó.

Poco después de que se rindieran honores a la enseña nacional, el presidente de la primera sala penal recordó que desde el laicismo establecido por el Presidente Benito Pablo Juárez García los colores de la enseña nacional simbolizan la esperanza de un pueblo que lucha día a día por vivir mejor, la unidad que se transforma en enérgica defensa de principios y derechos plasmados en la Constitución Política de los Estados Unidos mexicanos, y la sangre de nuestros héroes derramada en las luchas por la independencia, la libertad y la igualdad. 

En presencia de alumnos de las escuelas primarias Francisco S. Trujillo, Francisco Javier Santamaría y Manuel Sánchez Mármol, magistrados del Tribunal Superior de Justicia,  consejeros de la Judicatura y la titular del Voluntariado de la institución, Mercedes Segura de Priego, Romero Tequextle señaló que en el culto cívico la bandera es sagrada para los mexicanos y por ello existe la Ley sobre el Escudo, la Bandera y el Himno Nacionales, que establece que un lábaro patrio deteriorado debe incinerarse y las cenizas deben ser resguardadas o enterradas como un símbolo de regreso a las entrañas de la patria.

Manifestó que el emblema nacional, al ondear libre, nos recuerda lo más hermoso de nuestra patria, excelsa que nos unifica y obliga por igual, y a la cual todos nos debemos. Por ello, “decimos adiós a las cenizas que regresarán a la tierra, que con amor las toma en su regazo”, expresó.

Acto seguido, el decano de los magistrados Eduardo Antonio Méndez Gómez colocó el lábaro patrio en un pebetero, donde fue incinerado bajo el toque de silencio que interpretó la Banda de Guerra del trigésimo séptimo Batallón de Infantería.

Posteriormente, se izó una nueva enseña nacional en la sede del Poder Judicial, mientras los asistentes entonaban el Himno Nacional, entre ellos, los secretarios de Gobierno, Marcos Rosendo Medina Filigrana; de  Educación, Guillermo Narváez Osorio; de Cultura, Yolanda Osuna Huerta, y José Antonio de la Vega, secretario para el Desarrollo Energético de Tabasco.

         Durante la ceremonia, traducida en lengua de señas mexicana por Saraí Martínez Jiménez, integrantes del Colegio de Traductores de Tabasco interpretaron grupalmente el Himno Nacional en esta misma lengua --utilizada para comunicarse por las personas sordas--, al despedir a la escolta del Batallón de Infantería. 

         De acuerdo al ordenamiento legal, cuando una bandera se encuentra deteriorada y necesita reemplazarse, se debe hacer mediante la incineración, en acto respetuoso y solemne de conformidad con las especificaciones que el reglamento correspondiente  determina.

Al acto cívico asistieron también el general Román Villalvazo Barrios, en representación del comandante de la trigésima Zona Militar, el presidente del Colegio de Traductores de Tabasco, Juan Carlos Villegas Coronel, voluntarias del Tribunal Superior de Justicia y trabajadores de la institución judicial.

***

Para más información.

Quejas, Comentarios o Sugerencias

Enviar

Campaña #AquiEstoy

  • 1.Poster_banano.jpg
  • 10.Poster_Habanero.jpg
  • 11.Poster_campo.jpg
  • 2.Poster_fabrica.jpg
  • 3.Poster_noche.jpg
  • 4.Poster_playa.jpg
  • 5.Poster_celular.jpg
  • 6.Poster_ciudad.jpg
  • 7.Poster_maiz.jpg
  • 8.Poster_mujer.jpg
  • 9.Poster_silla.jpg