Boletín

Abren caminos de integración social para sordos; concluyen funcionarios de TSJ curso de Lengua de Señas Mexicana

Villahermosa, Tab., 28 de noviembre de 2019.                               No.- 146.

 

Abren caminos

de integración social para sordos

·        Por primera vez en México jueces aprenden lengua de señas, idioma de la comunidad sorda nacional que se estima utilizan 320 mil señantes

·        La coordinadora del Voluntariado del TSJ, Mercedes Segura de Priego, clausuró Curso Básico de Lengua de Señas, impartido durante 11 semanas a funcionarios de la institución

·        “Estamos realmente con la boca abierta”, afirma Luis Fernando Gutiérrez Montaño, sordo quien pidió a juzgadores les ayuden para lograr su inclusión social, “que la voz de los sordos sea escuchada”

 

En el Día Nacional del Sordo, el Voluntariado del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) celebró la culminación de un esfuerzo inicial para “abrir caminos y oportunidades de integración para quienes viven con discapacidad auditiva”, al finalizar el Curso Básico de Lengua de Señas Mexicana, que concluyeron 12 miembros del Poder Judicial tabasqueño como “un mensaje de esperanza y motivación a quienes no habían sido escuchados”.

A nombre del titular del Poder Judicial, Enrique Priego Oropeza, y ante la comunidad sorda de Tabasco, la coordinadora del Voluntariado del TSJ, Mercedes Segura de Priego, entregó constancias de conocimiento y participación del curso básico impartido durante 11 semanas por la maestra Saraí Martínez Jiménez, instructora calificada con 19 años de experiencia, y subrayó que por primera vez en México tres juezas aprendan lengua de señas.

Resaltó la contribución y calidad humana de Saraí Jiménez para ensanchar los caminos de la justicia e integrar a la población vulnerable, y aseguró que hoy se rompen barreras “y contribuimos al cambio de paradigmas mediante la eliminación de prejuicios, hacemos conciencia y sensibilizamos a la sociedad, para acabar con la discriminación de los que tienen una condición distinta”.

Afirmó que el Voluntariado del Poder Judicial seguirá sumando voluntades para que mediante acciones de inclusión se imparta justicia a todos, sin distinción alguna.

 La señora Segura de Priego enfatizó que esta capacitación busca asegurar que las personas sordas tengan acceso efectivo a la justicia, para romper barreras y contribuir a su inclusión social.

 

En la sede del Voluntariado del tribunal tabasqueño, manifestó que este esfuerzo posibilita que quienes trabajan en el Poder Judicial establezcan contacto con las personas con discapacidad auditiva y les brinden mejor atención, con calidad y, sobre todo, calidez humana.

 

Reconoció especialmente el compromiso de la jueza Guadalupe López Madrigal, quien se convirtió en la primera juzgadora en México en acreditar conocimientos en la materia.

La jueza civil con adscripción en el Centro de Justicia Civil y Familiar del municipio de Centro “expresó por primera vez la voz de la justicia en Lengua de Señas Mexicana, dando un mensaje de esperanza y motivación a quienes no habían sido escuchados”, indicó la coordinadora del Voluntariado.

Se declaró entusiasmada porque las juezas Guadalupe Vázquez Baeza y Juliana Quen Pérez, participaron activamente en este curso, lo que “muestra el interés de los juzgadores para garantizar el acceso a la justicia para los grupos vulnerables”.

La esposa del magistrado Enrique Priego Oropeza invitó a los egresados del curso a ser puente de comunicación entre dos mundos, para que sus manos sean la voz de la comunidad sorda, y jamás vuelvan a sentirse excluidos.

Comentó que los trabajadores del Tribunal Superior de Justicia atienden diariamente a muchas personas y conocer la Lengua de Señas Mexicana brindará apoyo a quienes lo necesiten, toda vez que de acuerdo al más reciente Censo de Población y Vivienda del INEGI en Tabasco existen alrededor de siete mil 200 personas con algún tipo de discapacidad auditiva.

 

De esta manera, podrán entender a los sordos, porque es muy angustiante que al momento de llegar no puedan comunicarse, indicó la señora Segura de Priego, poco antes de que los participantes interpretaran el tema Color Esperanza, del cantautor argentino Diego Torres en lengua de señas, coordinados por José Antonio Sánchez Pedrero, uno de los alumnos.

 

En el emotivo encuentro, celebrado cinco días antes del Día Internacional de las Personas con Discapacidad, la jueza Guadalupe López Madrigal, agradeció en lengua de señas al presidente Enrique Priego y la coordinadora del Voluntariado por esta posibilidad de especializarse, así como a la maestra Saraí Martínez por sus enseñanzas.

A los usuarios de la lengua, entre ellos las 15 personas sordas presentes en la sala del Voluntariado, mostró su beneplácito ante la oportunidad de aprender este lenguaje y elementos de la cultura sorda y con ello incluir a quienes se han convertido en su familia, la comunidad sorda.

El curso, aseveró la doctora en Derecho, tiene como primordial interés que los servidores públicos mejoren la atención al público, y tomen conciencia sobre los obstáculos que diariamente viven las personas con discapacidad auditiva, y a sus compañeros reconoció su constancia y que hayan dedicado su tiempo libre para materializar estos logros, con el genuino deseo de contribuir a la inclusión social de este segmento de la población.

 

Se estima utilizan este idioma alrededor de 320 mil señantes, en su mayoría en zonas urbanas, por lo que es más grande que muchas familias enteras de lenguas indígenas en el país, indica la Comisión de Atención a Grupos Vulnerables de la entonces Asamblea Legislativa del Distrito Federal.

 

Según la Ley General para la Inclusión de las Personas con Discapacidad, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 30 de mayo de 2011, es la lengua de una comunidad de sordos, que consiste en signos gestuales articulados con las manos, acompañados de expresiones faciales, mirada intencional y movimiento corporal, dotados de función lingüística. Forma parte del patrimonio lingüístico de dicha comunidad y es tan rica y compleja en gramática y vocabulario como cualquier lengua oral.  

 

Ya sus oídos fueron abiertos

Luis Fernando Gutiérrez Montaño, un integrante de la comunidad sorda, quien labora en Carl’s junior, sostuvo que acciones como estas ayudan a que la inclusión sea real. “Hoy es la primera vez, en todo México no hemos sabido de un hecho como este, tenemos una gran suerte de ver que los jueces están aprendiendo y van a seguir adelante con esta capacitación”.

Con ayuda de la intérprete, exclamó:

“Estamos realmente con la boca abierta, literalmente, de ver que han hecho un gran esfuerzo. No se preocupen si están nerviosos, ustedes pueden y les agradecemos mucho”.

Observó que es importante conocer y ejecutar las leyes. Qué bueno que ustedes que prometieron cumplir la justicia lo están haciendo. Hace falta tanto por la comunidad sorda, inclusión laboral, servicios de salud y en juzgados con intérpretes, entonces quienes conocen de las leyes ayúdennos para que la voz de los sordos sea escuchada y realmente seamos incluídos en la sociedad”

“Hace falta revisar las leyes, ver cuales se están cumpliendo, cuáles hay que modificar para que se alcance esta plenitud y los sordos tengan todos sus derechos humanos respetados y sobre todo, que seamos protegidos en nuestros derechos, que han sido vulnerados por mucho tiempo”, subrayó.

La maestra Saraí Martínez dijo que para la comunidad sorda es de gran valía este esfuerzo porque por muchos años no ha sido atendida, “pero hoy pueden escuchar la voz de sus corazones, el sonido que todos anhelamos escuchar, un sonido deseable. La voz de la inclusión debe ser real, tangible, que llegue a ellos en una forma equitativa”.

Mientras interpretaba simultáneamente en Lengua de Señas Mexicana, subrayó el hecho de que por primera vez en la República mexicana tres juezas participaran en el curso básico de este lenguaje introducido en México por el maestro francés Eduardo Huet, quien en 1867 creó la Escuela Nacional de Sordos, y les animó a que sigan adelante “porque ya sus oídos fueron abiertos”.

Agradeció al presidente del Poder Judicial, que al inicio de su gestión sostuvo una reunión con la comunidad sorda, y a partir de ello han recibido atención “y eso no ocurre en todos los estados del país”, y a las damas voluntarias por ser testigos de la inclusión porque es la sociedad la que pone las barreras para integrarlos socialmente. 

***

Para más información.

Quejas, Comentarios o Sugerencias

Enviar

Campaña #AquiEstoy

  • 1.Poster_banano.jpg
  • 10.Poster_Habanero.jpg
  • 11.Poster_campo.jpg
  • 2.Poster_fabrica.jpg
  • 3.Poster_noche.jpg
  • 4.Poster_playa.jpg
  • 5.Poster_celular.jpg
  • 6.Poster_ciudad.jpg
  • 7.Poster_maiz.jpg
  • 8.Poster_mujer.jpg
  • 9.Poster_silla.jpg